Creatividad pensamiento lateral mapas mentales

El Biodiesel

Biodiesel pumpEl diesel vegetal es conocido desde mediados del siglo XIX gracias a los trabajos del inventor del motor. Rudolf Diesel, ya que usaba en sus trabajos inicialmente ¡aceite vegetal! En lugar del petróleo.

La atención por los combustibles naturales, así como todas las fuentes de energía alternativa han crecido, de manera importante en los últimos años, debido a dos factores claves para el ser humano del último siglo: el bolsillo y su seguridad.

Los precios del petróleo, siempre volátiles debido al lugar donde se ubica geográficamente (guerras civiles, gobiernos inestables) junto con el crecimiento de economías como China e India, se han elevado de manera muy importante.

Además, el cambio climático es cada vez más palpable. En los medios, en la política pero además en la calle, donde la presencia de tormentas en la época seca, record de temperaturas, y tragedias naturales son el pan de cada día.

Quisiera diferenciar algunos términos. A pesar que existen ciertas diferencias en la definición en el mundo, es claro que el bio-diesel se ha utilizado hasta ahora casi exclusivamente en solución con otros combustibles. El porcentaje (%) de bio-diesel en una mezcla se denomina con la letra “B” (ejemplo, 20% - B20).

Independientemente del nombre que se le de a la mezcla (alguno llaman bio-diesel hasta un mezcla B20, otros hablan de B100), autos con motores diesel, pueden usar, sin necesidad de hacer ningún tipo de cambios, una mezcla hasta B20.

Limitaciones:

El diesel vegetal ataca de manera importante las partes sintéticas del motor (gomas, estoperas en general), por eso es necesario invertir en e cambio del sistema, por material como el FKM que no reacciona frente al diesel vegetal. En Alemania, por ejemplo, las estaciones de servicio comercializan bio-diesel B10, cumpliendo con la norma DIN.

En segundo lugar, para el uso de B100 por ejemplo, se presenta un problema adicional. El diesel vegetal necesita ser calentado aun más que el diesel proveniente del petróleo. Por ello, muchos sistemas utilizan un tanque pequeño adicional, con combustible suficiente para poder iniciar el motor (muchos vehículos pesados diesel tienen este sistema). Para carros particulares, el uso de aditivos químicos está en desarrollo.

El costo de los cambios necesarios depende del tipo de vehículo y su tamaño. En Alemania se habla entre 300 y 600 euros. El problema más importante es el tener el combustible disponible. Por ello, muchos emprendedores han desarrollado su propia “fábrica”, debido a que el proceso es sencillo, y accesible.

Autor: Fabián Rueda, quien es consultor en gestión de innovación y creatividad y es lider del proyecto http://innovacion7x24.com
Email: frueda@innovacion7x24.com

Etiquetas: ,

0 Comentario/s:

Publicar un comentario en la entrada